Acero inoxidable quirúrgico

El acero inoxidable SAE 316 y SAE 316L, también conocido como acero inoxidable de grado marino, es una aleación de acero con cromo, níquel y molibdeno que presenta una fuerza y una resistencia a la corrosión relativamente buenas. El 316L es la versión con bajo contenido en carbono del acero inoxidable 316.

El 316L, en particular, es biocompatible cuando se fabrica según la norma ASTM F138 / F139. Es una opción común para los implantes biomédicos, así como para los piercings e implantes de modificación corporal. La reacción del sistema inmunitario al níquel es una complicación potencial del uso del acero inoxidable en el cuerpo humano. Existen aleaciones de acero inoxidable austenítico reforzadas con nitrógeno sin níquel que resuelven este problema.

El acero quirúrgico 316 también se utiliza en la fabricación y manipulación de productos alimentarios y farmacéuticos, donde a menudo se requiere para minimizar la contaminación metálica.

El 316L es un material excelente para su uso en joyería debido a su bajo riesgo de reacción alérgica, así como a su capacidad para tolerar el agua.

Las propiedades de resistencia a la corrosión de todos los aceros inoxidables se ven muy mejoradas por el proceso de pasivación. La norma ASTM A967 detalla este proceso.